Lunes: A la postre será mi única sesión de natación de la semana.

3x calentamiento

6x piernas croll con tabla

2×3 estilos

4x espalda brazo derecho

4x espalda brazo izquierdo

2×3 estilos

1x enfriamiento

Natación: 600 metros

Martes: Después de dos semanas sin poder subirme en la bici por fin puedo disfrutar de una salida. La mañana está fría y ventosa pero, aún así, no dejo pasar la oportunidad .

Ciclismo: 44,25kms en una hora y cuarenta y cinco minutos.

Jueves: Primera salida de para correr de la semana (desde el domingo pasado). Como en los últimos días recorro el circuito de “preparación” para mi próximo objetivo.

Carrera: 14kms en hora y cuarto.

Domingo: Después de un final de semana horrible de trabajo no puedo dejar de hacer la que será la última tirada larga de esta serie de entrenamientos. Cometo el error de volver a repetir el mismo circuito y a mitad de la tercera vuelta me entra un aburrimiento terrible y decido parar. Tendría que haber alternado la zona de entrenamiento para buscar algo de distracción porque a partir de la hora y media se me ha hecho insoportable seguir por esa ruta que, ya de por si, es terriblemente fea (muy útil para trabajar la potencia pero sin ningún atractivo). En fin, de todo se aprende.

Me ha faltado llegar a los 24 o 26 kms para estar definitivamente contento aunque no ceo que mi éxito o fracaso dependa de eso.

Carrera: 22kms en dos horas.

Lo más destacable, en el sentido negativo esta vez, ha sido el poder ir sólo un día a la piscina, es lo que debo trabajar más pero el trabajo no me ha dejado. Para colmo, la semana que viene no podré ir ni un solo día.