Tags Posts tagged with "Mrs Little"

Mrs Little

0 99

Quedan escasos días -21 para ser exactos- para la llegada del primer gran objetivo de la temporada, la Maratón de Sevilla, y tras leer el post de Mrs. Little –el cual podéis leer aquí-, me entró un agobio que no es normal en mi habida cuenta que ya uno lleva algunos tiros dados en este mundillo. Y es que se acercaba la última tirada larga preparatoria y, según parecía, me iba a tocar volver a recorrer el ya cansino paseo marítimo solo.

Y ahí que alguien -no recuerdo quien- me lanza la piedra sutil, pero muy efectivamente, y acabo inscrito a la que sería mi tercera participación en la Media Maratón Internacional de Torremolinos. De repente el agobio se tornó en nerviosismo, y de ahí mutó a unas ganas locas por probarme, pues la verdad es que las sensaciones son buenas y me planteé la carrera como un test de cara a Sevilla.

La cita comenzó casi 24 horas antes de lo que tocaba, pues el sábado a las 9h30 había quedado con Mr. Lauval para desayunar, recoger el dorsal, y acercarnos a la Senda a por las nuevas camisetas -que, por cierto, son absolutamente top. No fue lo que se entiende por un sábado pre-competición -pues de ahí acudí a un almuerzo que acabó alargándose hasta la cena-, por lo que a las 12 de la noche y con las piernas bastante cansadas pensé que no iba a ser un día especialmente bueno.

A las 7 de la mañana sonó el despertador, y ya entonces hice algo que no volveré a repetir: desayunar poco, muy poco -un yogurt. Cierto es que la noche anterior había cenado pizza, pero no suelo tentar a mi suerte, y prometo no hacerlo más.

Tras recoger a Mr. Wiwi y Mr. Lauval, que serían luego mis compañeros durante los 21.097 metros que duró la carrera, pusimos rumbo a Torremolinos para encontrarnos con el resto de los compañeros: Mrs. Ray Ban, Mrs, Sonichy, Mr. Fartlek Killer, Mr. White, Mr. Primo Pro, Mr, y nosotros tres.

Aquí todos muy guapos y con mucha pose, como mandan los cánones jajaja

Foto de grupo, abrazos, a calentar -unos 2 kms en mi caso, que quería meter algo más en las piernas además de los 21 de la competición- y para el cajón de salida. El ambiente era único y espectacular, casi 1500 corredores se dieron cita en ésta ocasión, y es que el día era espectacular para correr y las condiciones idóneas.

La estrategia hablada con mis compañeros de carrera era más o menos sencilla: salir a 5:30 minutos por km y mantener ese ritmo hasta el tramo final, donde las cuestas harían su trabajo. Vamos, se trataba de un entrenamiento y no de freírse las patas de mala manera. Pero oiga, que fue dar el pistoletazo de salida, encarar la salida del estadio con las primeras pendientes negativas, y el 5 dejó de verse en el reloj de forma casi involuntaria…

La salida fue rápida, mucho más de lo esperado, pero las sensaciones eran buenísimas -el pulso iba controlado, la respiración era fluida e íbamos hablando con total calma- así que no hicimos por aflojar. Mr. White tiró -Mr. Primo Pro salió zumbando y jamás se supo más de él jaja- y un grupo formado por Mrs. Sonichy, Mr. Wiwi, Mr. Lauval y yo mismo nos quedamos sosteniendo el ritmo -aproximadamente marcábamos los parciales a 5’15” por km-, hasta que en un momento dado nos alcanzó Mrs. Ray Ban, llegando al km 6 de carrera.

A partir de ahí, nada más alcanzar el primer avituallamiento, dimos caza a Mr. White y nos lanzamos hacia el paseo marítimo rodando ligeros, pero cómodos, Mr. Wiwi, Mr. Lauval y yo -que ya no nos separaríamos hasta cruzar la meta.

Se ve la torre de control del aeropuerto eh? jaja Por cierto, foto cortesía de Mr. Horse, que estando lesionado y todo se bajó a vernos, darnos ánimos y sacarnos todo lo guapos que podemos salir

El paseo se hizo un poco monótono, pero sobre el km 14 comenzamos a entrar en dirección a la cuesta de las mercedes, y comenzaba la parte más dura: un bucle al rededor del hospital marítimo -donde Mr. Minden, de Lafotodelrunner, estaba retratando corredores, como es habitual en él-, y un sin fin de toboganes rompepiernas, que hicieron mella en Mr. Lauval.

Ya casi en el último km, donde recogimos a esta simpática chavala que iba un poco justa en las cuestas, y donde Mr. Horse volvió a retratarnos -a ella algo mejor que a nosotros, para qué engañarnos.

Ya dentro del estadio, entramos los tres juntos sonrisa en boca, tras haber disfrutado muchísimo de toda la prueba, y esperamos al resto de compañeros, que no tardaron demasiado en llegar.

Cazados!

Foto con el gran Jorge Garbajosa. Que lo de meter triples se le daba bien, pero corriendo nos lo llevamos de calle, eh? jajaja


Detallazo del grandísimo Mr Horse, que nos trajo ALHAMBRA VERDE A LA META! 

Y con esto llegamos a las dos semanas previas a la Maratón de Sevilla, con las pilas cargadas y la mente al 100%, tan sólo a la espera de recuperar un poco la musculatura, cargar los hidratos necesarios, y disfrutar ese día. Y aquí se mezclan sonrisas y nervios…

PD: mucho ánimo a toda la enfermería de los Bichos Runners: Elo, Paco, Marili, Juanma, Manu y demás…MEJORAD PRONTO!

Mr Law

0 93

Puede ser el tercero, quedan sólo 21 días y ya noto ese cosquilleo y temblar interno tan difícil de controlar.

La verdad es que le estamos perdiendo el respeto a esto de correr, a salir cada tarde y hacer 10-15km como si fuese un paseo, a veces me pregunto si en un futuro será bueno esto que hacemos hoy.

Puede ser el tercero… me repito una y otra vez.

¿Has entrenado bien? Se pregunta mi cabeza. He cumplido, mejor o peor, días más rápidos, días más lentos, pero en líneas generales puedo decir que he cumplido. No he seguido el planning a rajatabla, para poder hacerlo tendría que ser deportista y dejar de ser enfermera, hija y novia. Me vienen largas semanas con 5 días de entrenamientos, tengo que reducirlo a 4 días y a veces privarme de cosas, así que puedo decir que si privarme de cosas y salir a entrenar es cumplir, yo he cumplido.

Siento miedo, sé que hasta el km 21 será relativamente fácil, será como un paseo acompañado al son de las palmas de los sevillanos y familiares que desplazados hasta Sevilla animen a sus corredores y al resto de maratonianos. Me da miedo el MURO; que llegue y no sea capaz de “saltarlo”, que mi cabeza diga hasta aquí aunque mis piernas puedan un poquito más…

Me pregunto en qué pensarán el resto de corredores cuando les sobreviene el temido muro. ¿Agachamos la cabeza y nos vamos? ¿Dejamos el sueño incompleto?  ¿Abandonamos esa ilusión?…

El mundo no entiende a los que corren, y no lo entienden porque no lo han hecho; ninguno de ellos ha disfrutado una maratón, ninguno ha sentido ese dolor físico que casi te parte en dos, ninguno ha visto a otro corredor acalambrado y le ha ayudado con el último gel o la última sal que te queda a pesar de saber que quizás tú puedas necesitarla más adelante… ninguno ha hablado con alguien que no conoce de nada, ninguno ha levantado jamás el brazo de otra persona al entrar en meta y se ha abrazado con un desconocido sólo por haber corrido junto a él; porque señoras y señores, maratón es eso, enseñanzas de vida.

Os voy a contar que fue lo que me llevé de mis dos maratones, no sólo una medalla y una camiseta que guardo como un tesoro, me lleve mucho más, algo casi indescriptible con palabras, muchas emociones, muchísimos recuerdos.

En mi primera maratón (Málaga 2014) aprendí que si quieres ir rápido es mejor ir sólo, pero que si quieres llegar lejos es mejor ir acompañado. Conocí a JC, si, a nuestro pelocho, un niño especial que cada día que pasa se nos hace mayor. Nos dió tiempo a hablar de muchas cosas, os podéis imaginar en 5h11’… supe de su vida, y creo que eso fue lo que me llevo a la meta, ¿cómo alguien tan especial tenía una historia así?

En mi segunda maratón (Málaga 2015) aprendí lo importante que es la ayuda del otro. Ver al presi en el km 30… fue mejor que encontrar agua en el desierto!

Fueron 12km donde lo único que le repetía una y otra vez era que no dejara que la liebre de 4h30′ nos adelantara y si me tengo que quedar con algo es con ese abrazo tuyo al llegar al km 42… justo donde comienza la alfombra azul que te lleva a la gloria donde me dijistes “enhorabuena campeona, lo tienes hecho y lo único que verá la liebre de 4h30′ será tu culo”.

Para quienes lo veáis de fuera quizás no lo veáis importante pero estos gestos son los que agrandecen a las personas y son los que se recuerdan siempre.

Ahora sólo quedan 21 días, y lo voy a hacer. Tengo 42km por delante, para pensar, recordar, aprender y emocionarme; hay 42 motivos para seguir adelante, para no flaquear, y este año lo haré por ti papi; porque él fue y demostró ser un campeón cuando tuvo que hacerlo, lidiando con el hombre de la guadaña a escasos metros, ese sí que fue un muro difícil de superar y si tú lo hicistes… a mí el 19 F no me va a parar nadie.

Sevilla 2017 sera mío y de toda la manada, porque no debemos celebrarlo por llegar, sino por estar.

Mrs.Little

 

 

 

 

 

0 77

Murciélagos. Sí, habéis leído bien, murciélagos. Eso es lo que sentía en el estómago la mañana del 13 de mayo mientras ultimaba los preparativos para partir hacia Ronda. Lo de las mariposas -propias de los nervios o los enamoramientos- son mariconadas, lo mío eran murciélagos asesinos hasta arriba de droga. Y no es para menos, teniendo en cuenta que me enfrentaba al único reto que, hasta la fecha, me había tumbado: completar los 101 kilómetros de la prueba de ultrafondo más mítica de Andalucía.

Muchas cosas han cambiado con respecto al pasado año: para comenzar, no iría solo -o sólo con Mamerto, que viene a ser lo mismo, pues el tío sale a la velocidad del correcaminos-, sino que nos juntábamos allí la friolera de 12 compañeros y amigos del club -Jc, M, Belu, Beatle, Monroe, Lizard, Mountain, Boar, Fartlek Killer, Sebas, Buzo-, más amigos de otros clubes-el insecto palo, amigo de Sebas, Javi y Antonio de los cochinos runners, Alejandro Mena, Alicia Varas, Sevi y El Miarma de Zapas Solidarias-,  más familiares y amigos que venían de apoyo logístico -Little, Begoña, Virchy, los padres de Beatle, etc-; además, físicamente iba con unas sensaciones realmente buenas; y a nivel mental, tenía confianza en mí mismo, algo que no tuve en ningún momento el pasado año.

Con estas premisas, quedamos para comer los tres que saldríamos juntos -Jc, Little y yo mismo-, para dar buena cuenta de una carga de hidratos como mandan los cánones -pizza, en éste caso, que Jc y yo ya estábamos hasta la coronilla de comer macarrones.

IMG-20160513-WA0016

A la rica pizza oiga!!!!

IMG-20160513-WA0018Go to Ronda!

Conforme nos acercábamos a Ronda, el nerviosismo comenzaba a desaparecer, para incrementarse de forma exponencial la ansiedad que sentía por comenzar. Me sabía fuerte, y quería demostrarme a mí mismo que éste año podía. Además, ver que la lluvia de los días anteriores no había hecho tantos estragos como se predecía era una buenísima noticia.

Al llegar a Ronda, nos dirigimos directamente al polideportivo a recoger los dorsales -momento en el que comenzó a llover, paradójicamente. Uno de los momentos más especiales de esta prueba, sin duda.

IMG-20160513-WA0026IMG-20160513-WA0024 

 

IMG-20160513-WA0027

IMG-20160513-WA0028Algunas fotos sobre la recogida.

Tras la recogida -y con un más que desagradable incidente con el pobre JC que en ése momento dijo que no corría y se volvía para Málaga-, nos fuimos para la cena de la pasta, en la Alameda del Tajo, a disfrutar del ambiente y del rancho militar. Este año cambiamos a Joan Marc Falcó por nuestro calvito de referencia!


IMG-20160513-WA0031 La compañía es mucho mejor que la comida! jaja

 

IMG-20160513-WA0032 Faltaban algunos por llegar, pero eso no era motivo para no posturear un rato!

Día 14 de Mayo. Suena el despertador, y los nervios han sido sustituidos por ganas, muchísimas ganas. Tras el desayuno junto a los cochinos -compartíamos casa con ellos-, pusimos rumbo al campo de fútbol. Y sí, JC también venía: estaba escrito que nosotros compartíamos destino este año!

IMG-20160514-WA0000Breakfast time!

IMG-20160515-WA0010Foto de grupo. Tras esta foto, abrazos y cada uno a su lugar en el cajón.

Faltaba poco. Instantes. Ya se escuchaba el discurso del Coronel, y JC, Monroe y yo nos reafirmamos en nuestra postura: salir los tres juntos, andando el primer km, y continuar juntos el máximo tiempo posible.

VIVA ESPAÑA!!! VIVA EL REY!!! VIVA LA LEGIÓN!!!!

Y a correr, que esto ya está en marcha! Los primeros kms transcurrieron casi sin darnos cuenta, con una sensación que embriagaba todo mi alrededor. Estaba disfrutando, y mucho, algo que no puedo decir que ocurriese el año pasado. Sin darnos cuenta estábamos casi en el km 5, donde esperaba nuestro sherpa team dando ánimos. Ya en éste momento comenzaron lo que para mí eran buenas noticias: ganas de orinar. Significaba que los riñones, en principio, irían bien.

IMG-20160515-WA0012Posturruners!!!

Nada más salir de Ronda nos encaminamos hacia Navetas, donde volvimos a ver a nuestras animadoras particulares, y nos dijeron que M y Belu iban clavando su tiempo previsto. A la salida de Navetas, en el km 25, habíamos clavado nuestro parcial previsto -3h30′- y paramos para revisarnos los pies y comer algo -un bocata de jamón serrano y aceite del tamaño de la pata de un burro.

IMG-20160515-WA0015No hay ampollas, Sí hay hambre!

Este fue el mayor error y la mejor lección que aprendería durante el fin de semana JC: NO COMERSE UN BOCADILLO MÁS GRANDE QUE TU BRAZO SIN ESTAR ACOSTUMBRADO A ESO! Y es que al pobre se le indigestó el bocadillo y estuvo desde el km 28 hasta casi el 40 pasándolas putas.

Pero no adelantemos tanto. Al salir de Navetas y pasar la vía del tren, enfilamos la llegada a Arriate por una bajada asfaltada que hacía chirriar las rodillas. Y en ese momento llegó mi primer percance de la jornada: el ataque del mosquito asesino, que no tuvo otro sitio donde cobijarse que dentro de mi ojo.

Una vez hechas las labores de enfermero por JC, entramos en Arriate -este año era novedad el recorrer el pueblo por dentro-, donde fuimos recibidos por una multitud de lugareños de lo más cariñosos, así como por los padres de Beatle -sin duda, les debemos una, porque se portaron como si fuésemos su propia familia.

Enfilada la cuesta de los cochinos, se hizo más larga de lo esperado debido al mal estado de JC, pero nada que un auténtico jabato como él no pudiera superar. Hasta aquí, Monroe iba un poco a la zaga, pero sabiéndose fuerte en las subidas, aprovechó para tirar ella y recuperar un poco de terreno, para que la alcanzásemos luego en el llano. Otra que está hecha de roca volcánica.

Y casi sin darnos cuenta nos plantamos en Alcalá del Valle, donde nos recibió Cepe, de Zapas solidarias, de modo que tanto nuestro cuerpo como nuestra mente iban sencillamente GENIALES:

IMG-20160515-WA0009

Alcalá del Valle, Km 49. Todo va rodado.

El primer golpe mental lo tuvimos en éste momento, a la salida de Alcalá y hasta llegar a Setenil, pues ya veíamos cerca la primera de nuestras metas pero no parecía llegar…hasta que llegó!

IMG-20160515-WA0022

Entrando a Setenil. Ya era descontar kms!

IMG-20160515-WA0023

Grandes todos, que al final nos pillaron y tó! 

Llegar a Setenil de las Bodegas es una sensación indescriptible. Ese pasillo cual ciclista subiendo al angliru te hace correr como si estuvieras en un 5k, y llegar y encontrarte tanto con gente que esperas como con gente que no esperas -Lauval y Teacher, y Marin que se fue minutos antes de llegar nosotros- no tiene precio.

La única pega que tuvimos fue que hubo mucha cola con las mochilas y nos retrasamos 40 minutos más de lo previsto en salir. Pero, tras un cambio de ropa y una parada en el wc, volvimos a retomar la marcha. La previsión hasta ese momento fue perfecta, pero aquí se fue al garete por una hora. Es decir, teníamos tres horas para llegar al cuartel (19 kms), cuando yo había previsto cuatro. Y encima era un trozo en el que sabía que me iría muy mal mentalmente, pues el año pasado lo sufrí muchísimo y me tuve que retirar al poco de empezarlo. Aquí comenzaron su enorme labor JC y Monroe, que no me dejaron pensar en nada negativo.

Aún de día -el año pasado ya era de noche- enfilamos la cuesta que nos llevaba hasta chinchilla -km 67-, donde me retiré el pasado año, y eso me hizo venirme arriba de una forma inusitada. Monroe empezaba a quejarse mucho de su rodilla, y empezaba a agobiarse al no poder seguirnos. Esto, unido a que nos dieron caza el grupo de Sebas, Insectopalo y Beatle, que nos hizo salir cual guepardos a su búsqueda para adelantarlos nuevamente, hizo que Monroe decidiera quedarse rezagada. Con todo el dolor de mi corazón, la dejamos allí -a sabiendas de que el grupo que venía detrás la recogería, pues iban a un ritmo más conservador-, pero no era bueno para ella ir agobiada ni bueno para nosotros ir más lento, pues empezábamos a notar las horas en el cuerpo.

Así, tras encarar la larguísima bajada hacia el acuartelamiento de Montejaque, nos plantamos allí -con una pájara curiosa del que suscribe, que casi se queda dormido bajando-, donde hicimos la última parada para reponer fuerzas junto a nuestras sherpas, que estaban esperándonos. Lo mejor de todo: nos confirmaban que M y Belu iban en tiempo de sub 13 horas, y que los cochinos iban también como tiros.

IMG-20160515-WA0024

Aquí me empezaba a encontrar bien de nuevo.

IMG-20160515-WA0025

Cayó el perrito, el arroz, el caldo, el bollo de crema…Si por poco no me como también a la cocinera! jaja

Empezaba lo que sin duda iba a ser el baile con la más fea…aunque debo reconocer que tenía ganas. Nada más salir del cuartel, enfilamos la bajada que nos llevaba hasta Montejaque para comenzar con la famosa subida a la Ermita. Salvo el último tramo, la verdad, no me pareció tan dura cómo la pintaban; no opinó lo mismo JC, que comenzó a quedarse dormido por el camino debido a una pequeña bajada de azúcar.

Tras coronar, bajada en zig zag -espectacular-, llegada al avituallamiento, café calentito, y a correr dirección Benaoján a lo que dieran las piernas. Quién me lo iba a decir a mí, corriendo a 5’40 por km tras más de 80 en las patas… Una vez en Benaoján cambiamos las pilas a los frontales, y enfilamos la subida al llamado País del Barro. Y PUTO BARRO! Tardamos más de 20 minutos por km, entre resbalones y caídas; pero, como buenos bichos runners a los que nos gusta la épica, salimos de allí ilesos y corriendo como locos en la primera subida sin barro que vimos para entrar en calor.

Pasaron despacio los kms siguientes, hasta que, por fin, nos vimos en la famosa cuesta del cachondeo -que no me pareció ni tan dura, por cierto- donde nos esperaba Little para acompañarnos en nuestros últimos instantes de carrera, corriendo a lo largo del Tajo y hasta llegar a la Alameda.

18h10’53” marcó el crono al llegar. LLEGAMOS, JODER SI LLEGAMOS! Este año se hizo justicia!
IMG-20160515-WA0027

Las caras lo dicen todo

IMG-20160515-WA0028

Más feliz que una perdiz vieo!

La verdad, pensé que me hartaría a llorar si cruzaba la meta, pero estaba tan en shock que fui incapaz. No os hacéis una idea de la alegría tan inmensa que me dio ver en meta esperándonos a M y Belu -y obviamente a Little, sólo que esta alegría fue un km antes jaja-, los cuales esperaron 5 horas tras llegar -hicieron 13h15´al final- para vernos llegar. Como no podíamos con nuestro cuerpo, nos fuimos a cenar…y vuelta a esperar hasta ver llegar al último compañero!

PORQUE LLEGARON TODOS!!! Conforme pasaron de las 19h30´de carrera apareció Fartlek Killer con su grupo de NSB, y justo después Monroe, Sebas, e Insectopalo. Para acabar llegando, tras 20 horas, Beatle y Boar, para el cual solo puedo tener palabras de admiración, pues no siendo las mejores circunstancias y con los pies destrozados tuvo cabeza y COJONES para acabar.

IMG-20160515-WA0030

El desayuno de los campeones jajajaja

IMG-20160515-WA0033

Comida post 101, a reponer y posturear!

Agradecer a todos nuestros patrocinadores por ayudarnos con ésta aventura -en especial, Dani Pérez, que nos supervisó el entrenamiento, y Marian, de Qi Center, por dejarme las piernas y la espalda como nuevas para la gran cita-, así como a todos los que nos seguisteis y apoyasteis desde la distancia.

Pero, muy especialmente, agradecer a Sissi y Eli por su apoyo durante toda la carrera, a Lauva, Techar y Marín por venir a vernos y dar ánimos, a M y Belu por esperarnos en meta pese al cansancio -cuando otros no lo hicieron- y a Little, porque se levantó la primera y se acostó la última, animando hasta el final pese al frío y el cansancio y a no comer apenas en ese día.

Nos vemos el año que viene!

Mr Law 

0 60

A falta de, exactamente, 8 días para el gran reto del año, puedo decir que estoy plenamente satisfecho del trabajo realizado hasta el momento. Tras superar el agotamiento físico provocado por la carrera Desafío Sur del Torcal, en el cual tuve unas sensaciones horribles, llegando en 6h39′ cuando esperaba bajar de las 6 horas -culpa de muchos factores, pero, principalmente, de la mala alimentación de los días previos-, de la cual al menos pude sacar como elemento positivo el fenomenal binomio que formo con mi inseparable Mr Jc Sprinter, llegaron nuevas y mejores sensaciones.

IMG-20160409-WA0008

Aquí una foto donde se observa la cara que se te queda después de hacer 25 kms con una pájara de escándalo. Felicidades a nuestro psicólogo de referencia por su primera maratón de montaña.

Parece ser que, al retomar la senda de la alimentación y el descanso, eso a lo que llaman supercompensación comenzaba a dejarse ver tímidamente, de forma que he podido ir encadenando sin problemas todos los entrenamientos de calidad marcados en el plan, disfrutando un par de semanas después de la preciosa carrera del Trail Villa de Teba junto con Mrs Monroe y Mrs Little.

IMG-20160427-WA0011

 Refrescante baño en el río!

 

IMG-20160424-WA0017

Más deslizante que los toboganes del Aguapark. Foto de Jesús García, Lafotodelrunner

IMG-20160427-WA0006

Volando vooooy, volando veeeengooo!!!

IMG-20160427-WA0032

Cruzando la meta, acompañando a Mrs Little.

Los siguientes entrenamientos junto a Mr Jc, Mr Lauval y Mrs Monroe no han hecho más que afianzar la confianza que tengo este año en mí mismo -y que, sinceramente, necesitaba, pues el miedo al fracaso no es algo que se olvide con facilidad. De modo que a éstas alturas de la película, ya sólo queda mantener el tono muscular con sesiones sin excesivo esfuerzo, comer bien, descansar todo lo que se pueda, y entrenar el aspecto mental!

IMG-20160426-WA0010

Recién acabado el entrenamiento de mayor intensidad en mucho tiempo. Subida y bajada al boticario como si nos persiguiese un oso.

IMG-20160430-WA0004
Tirada de 40 kms con los que creo que serán compañeros de batalla en Ronda. Resultado inmejorable: a ritmo de carrera, 5h09′

Mr Law

0 72

Lo primero antes de nada pedir disculpas, por escribir este post tan tarde… pero es difícil escribir con tantas emociones en la cabeza. Es más, a día de hoy sigo emocionándome solo con pensar en Zenete 2.0. Cuando terminéis de leerlo sabréis que el orden de llegada es solo un número y que no es comparable con ninguno de los sentimientos vividos por llegar a meta.

Porque como ya he dicho… NUNCA EL LLEGAR EL ÚLTIMO, SUPO TAMBIÉN COMO GANAR UNA CARRERA.

Bueno vamos al lío…

VIERNES 4 DE SEPTIEMBRE

Comienza la aventura, con muchos nervios y con mil cosas en mi cabeza…¿podrá Zenete conmigo? ¿Caeré bien en el grupo y estaré a gusto en la convivencia? Muy pronto me dí cuenta que era un bicho más, que parecía conocer a mis compañer@s desde hace años.

Nervios fuera y a disfrutar de nuestra pasión:  el running. El resultado de Zenete 2.0 sería secundario, mi convivencia sería inolvidable. Pero esta aventura depararía muchas más emociones.

01Último rodaje con los compañeros para soltar piernas y reconocer el terreno. !Nos lo pasamos como niños!

02El primer km… faltarían 26 en dos días

SABADO 5 DE SEPTIEMBRE

03Comienza el día de turismo en Guadix

Segundo día de convivencia, ya vamos compartiendo experiencias, nervios y miedos. Cada vez  quedan menos horas para la salida. Después de una charla técnica y recogida de nuestros dorsales mis nervios poquito a poco se transforman en subidón de adrenalina e impaciencia por que empiece la carrera. Llegan muchos bichos más y  mi familia crece, cada cual a su manera me van llegando y tocando la fibra. Pero como bien dice Fali…* Lo mejor está por llegar*

Gran verdad, de una gran persona, que aunque sin estar físicamente  en  la carrera estaría muy presente en mi cabeza y en la de cada uno de los bich@s allí presentes.

04Recogida de dorsales

05!Los toros se esconden en el burladero cuando nos ven venir!

06!Birras team! Hidratación la noche previa

07Mr Anfibio me arropa por la noche antes de dormir

DOMINGO 6 DE SEPTIEMBRE

Vamos al turrón. Después de una noche previa algo nerviosa, pues todos los días no se debuta en el Trail y era una distancia nunca había hecho, tan sólo 27 Km me separaban de completar mi reto y una serie de circunstancias que aún ni me esperaba.

08Es la hora de partir. !Nervios fuera!

Línea de salida, mil cosas en mente, distancia nunca superada, mi primera trail, mi primera carrera como bicho y algo que me tranquilizaba había que disfrutar aunque se sufriera.

09Postureo máximo esperando al bus que nos llevaría a la salida.

Cuenta atrás, música de rock y empieza el desafío…La manada saliendo junta, para mi es una gozadera como está ahora de moda decir, pero pronto se van haciendo los grupos de la batalla.

xxxLlegué a ir en cabeza durante unos cientos de metros!

Cada cual a su rollete… El Dúo Pimpinela, los Zipi y Zape, el  Grupito Pro con sus piques sanos y el grupo de “Me conformo con salir vivo y terminar”.

Comienzo a correr con Little y Elo, pero recuerdo algo: con la emoción de salida uno no se acuerda de nada, pero faltaba alguien, Mrs Marilin, que no estaba con nosotros. Recuerdo que le dije que no estaría sola en esta guerra y mi palabra se cumple… Total mi guerra era terminar, el tiempo y el puesto era secundario.

Más tarde que pronto descubriría que tendríamos dos compañeros más  con nosotros,  Juan y Antonio de la organización, ellos cerraban la carrera y serían nuestros aliados de montaña.

En principio no quiero engañar a nadie, el quedar el último no me hacía gracia, pero fueron pasando los km y por ciertas circunstancias, me dí cuenta que mi filosofía, de que la lucha sería conmigo mismo se haría realidad.

Mientras  pasaban los km, nuestra relación entre Marilin, Juan, Antonio y una corredora francesa de Granada se hacía más íntima. Comente incluso como sería nuestra llegada, juntos Marili y yo de la mano en línea de meta.

Pero mi planning de carrera cambiarían de guión en la bajada del km 15, más o menos. Tropiezo y por no caer pego un puntapié a una piedra destrozándome la uña del dedo gordo, así que lo de recortar tiempo en las bajadas sería difícil.

La subida hasta el pico del km 19 fue durísima, Marilin aunque su rodillas mal trechas le limitaban, decide tirar…. Yo pienso en frio y decido no arriesgar… y menos mal, ya que la uña en mal estado no sería mi único impedimento, además Marilin  hubiera sufrido al verme mal y con uno que sufra ya hay suficiente.

Marili y Antonio se van alejando, yo recapacito, pienso en terminar y en la media de Marbella. Cada vez cuesta más incluso trotar.

Comienza a surgir nuevas sensaciones escalofríos y dolor de cabeza. Antonio me tranquiliza, es por la altitud, asi que si es normal es soportable, y van apareciendo los fantasmas del abandono.

Pero sin saber por qué me acuerdo de los bichos, me acuerdo de Fali de su lucha diaria y de cada una de nuestras historias, me acuerdo de  mis cambios y retos superados, de mi sensei  Raúl  y  de que hoy no era el día de fallarle, de mi gordi que en la lejanía estaría pensando en mí. Se las comento a Juan y la barra de energía del videojuego se va cargando solita…la ayuda extra llega, y mi mente se hace fuerte.

Llegada al km 20, nuestro kilómetro, a partir de aquí la idea era apretar hasta la meta, empiezo a trotar y aparece otro nuevo compañero de equipaje, calambrazo en los isquiotibiales, ya ni trotar era posible. Pienso en el abandono por que ya añadimos el plus de que se me terminaba el tiempo de carrera y solo podía andar.

Había que pensar en algo que me diera fuerzas hasta llegar mínimo al pueblo aunque fuera andando. Me acuerdo que habíamos venido a Zenete y no para llevarme una derrota personal… pensé esto te duele hoy, el no terminar te va a doler todo un año. Pedí la hora, eran 4.5 km en 30 minutos, difícil pero no imposible, muchos kilómetros atrás para tirar la toalla.

Llegaría aunque fuera después de las 4 horas y media del cierre de carrera, ya veo  el pueblo a lo lejos y consigo correr algo a tirones.

Entrando al pueblo un simpático Guardia Civil me recuerda amablemente que me quedan  7 minutos para el corte de carrera y mis tropezones anteriores… mil gracias, nadie iba a pisar mi orgullo y sin ese plus no hubiera sido posible, por mis santos cojones que llegaba a tiempo… por lo civil o lo criminal… si o sí.

De repente aparecen a mi encuentro Law  y Lizard, cuesta pronunciada pero mi mente está en el “no vas a poder” anterior. Mi orgullo me hace subirla como si nada, pero un nuevo calambre aparece. Aprieto  dientes, me agarro la pierna y para delante, 500 metros  me separaban de meta.

Lo mejor quedaba por llegar. Una recta final, aparecen todos mis bichos, empujándome hasta la meta, mis lágrimas brotan y no pararan hasta llegar a meta.

 

bFaltaba poco. Mr Lizard sacando la foto y animando como él solo sabe.

Un lobo herido con su manada detrás, todo cobra sentido… el logotipo de los bichos, nuestro lema ALGO MAS QUE CORRER… gente que conocía de días, me demotraban mas que gente que conozco de siempre y nunca me habían demostrado nada. Me querían y yo a ellos…

Ya no duele nada, la alegría y mis lágrimas eran anestesia pura. Mi meta estaba ahí.

4 horas y 23 minutos lo había coseguido… terminé y dentro del tiempo, un pueblo entero de pie y aplaudiendo emocinado…una piña de besos, abrazos y lágrimas de todos los bichos, orgullosos de mí y yo de ellos.

 

xxPor fin! Cruzando la línea de meta!

10No mentía: el isquio estaba fastidiado

11El grupo me esperaba para entrar juntos en meta.

12Gran sensei Mr Lizard

13Mi compañera de camino, Mrs Marilyn

Entre Zenete, los bichos y yo se había creado algo especial y difícil de explicar. Como dice Mr. M, yo ya había ganado mi carrera.

A partir de este día  Zenete 2.0 será mi carrera y la de los bichos runners. Me despido con lágrimas en los ojos, dicen que recordar es volver a vivir y este recuerdo es imborrable…

ZENETE 3.0 NOS ESPERA DENTRO DE UN AÑO, PARA VOLVER Y DARLO TODO

Mr Zuki

0 60

No será ésta una crónica de las comunes, de esas que cuentan el transcurrir de una carrera. Esta es la crónica de cómo cambió una vida, pasando del sedentarismo y la obesidad a algo que puede acercarse a ser llamado como vida atlética.

Hace escasas dos semanas, debutaba por primera vez en un deporte hasta entonces nuevo -y casi desconocido- para mí: el triatlón; y lo haría en su modalidad sprint -750 metros nadando, 20 kms en bicicleta y 5 kms corriendo, en la localidad malagueña de Estepona. Y, más recientemente -ayer para ser exactos- volvía a calzarme las asics gel fuji trabuco para participar en la CxM del Zenete, tras un tiempo de abandono de la montaña.

11896106_10206439425399848_3900727455930812062_n

Con todo el equipo antes de comenzar

Pero, para llegar hasta aquí y poder contar toda la historia con cierta fidelidad, se hace necesario remontarme años atrás.

Allá por el año 2009, yo y mis 110 kgs de peso solíamos rondar los bares más típicos de la noche malagueña, de modo que era sencillo localizarme entre vasos de tubo, hielos y ron; o comiendo un showarma a las tantas de la mañana para apaciguar algo el estómago después de tanto desfase.

Pero, un buen día, de repente algo cambió muy dentro de mí, sin saber todavía por qué: comenzaba a sentirme incómodo con esa vida, con mi propio cuerpo, y con todo lo que, hasta entonces, era mi vida normal.

Fue así como comenzó a dar mis primeros pasos en el running, primero con unos pocos kilómetros -3 o 4, y acabando fundido- para perder peso; luego superando la barrera de los 45 minutos; y, posteriormente, planteándome un reto que parecía imposible: acabar la carrera urbana de Málaga, de 10 kilómetros, que acabaría en 59 minutos tras horas y horas de entrenamiento. Desde este preciso instante -y ya con un físico considerablemente mejor al que tenía-la historia tornó su rumbo: ya no se trataba de correr para perder peso, sino de superar mis propias barreras y miedos, de explorar mis límites, de exprimir mi cuerpo al máximo.

Y poco a poco fui cumpliendo con ello, hasta el punto de haber superado el último miedo que me quedaba: meterme en el agua para nadar en mar abierto. Por ello, cuando el pasado 16 de agosto me vi con el neopreno puesto entrando al agua, supe que había vuelto a vencerme, otra vez, a mí mismo. Primero fue el miedo a correr lo desconocido por la distancia, más tarde sería el miedo a correr en la oscuridad, y ya en última instancia el vértigo. Ahora tocaba el turno a la claustrofobia -que es lo que me provocaba la idea de nadar en el mar.

El triatlón en sí dio para poco por su duración, pero fue lo suficientemente largo como para poder disfrutar de cada brazada, cada pedaleo y cada zancada que di.

11880577_10206439423119791_7313512216288049861_n

Salida del agua. Primer miedo superado.

11866213_10206439435960112_8841313047097727719_n

Sobre la bici. El trazado era duro, pero lo superamos.

11143625_10206439430759982_3108197638439492608_nPor fin en el segmento que más me gusta.

11148641_10206439433240044_4091246277690851342_nEl placer de disfrutar con todos del trabajo conseguido.


El cómo he llegado hasta aquí no lo tengo muy claro, pero lo que sí se es que a día de hoy he pasado de correr un 10k a una media maratón, una maratón, carreras por montaña, ultra trails y triatlones, y que sólo hay una palabra para entenderlo todo: CONSTANCIA. Rendirse es una opción que no contemplamos los que vestimos la naranja y negra que nos equipa. Ayer, en Zenete, lo volvimos a demostrar:

  • Mr M, cumpliendo a rajatabla con su plan previsto, demostrando un impresionante dominio y conocimiento de su propio cuerpo.
  • Mr Beluga, siguiendo a Mr M aunque se diese la talega del siglo, sin desfallecer en el intento.
  • Mr Lizard, y pese a su absurdo pensamiento de que no era buen tiempo, haciendo un tiempazo tras conseguir, POR FIN!!, controlar sus pulsaciones con el dorsal puesto.
  • Mr Moto y Mr Tatanka, desquitándose de Montejaque y llegando en un tiempo más que bueno.
  • Mr Anfibio pudo con su aquiles y su habitual cansancio.
  • Mr Cuenca demostró lo duro que puede resultar un ciclista acabando medio lesionado.
  • Mr White debutó en montaña por la puerta grande, y tuve el honor de ser su compañero de camino.
  • Mrs Boots, Mrs Little y Mr JC Sprinter lo dieron todo, superando todas las barreras mentales que se habían impuesto.
  • Mrs Marilyn y Mr Zuki, sencillamente, demostraron que tienen muchas pelotas.


PICT0034Payasos como nosotros solos, soltando piernas antes de la competición.

PICT0089Con mi inseparable compañero de carreras, Mr White.

11990676_521770667985679_6119013172622600918_nTocaba parar!

No hay mucho más que añadir a esta historia. Sólo cabe decir que esta historia, que es la mía pero también la de todos los que me acompañan en el camino, no es más que una historia de lucha, constancia, superación, trabajo, esfuerzo y mucho sacrificio.

¿Cuál será el próximo miedo a superar, la próxima barrera que derribar, o el próximo límite que mover?

 

Mr Law

0 45

Se va acercando la recta final, y en ésta semana pasada -y las dos que restan- toca bajada de kilómetros. Como los entrenamientos empiezan a ser bastante suaves, no me centraré mucho en su explicación. Tan sólo comentar que esta semana tocaron dos sesiones de gimnasio -circuitos por estaciones en alta intensidad- un rodaje largo, una sesión de cuestas y el domingo finalizó con la Media Maratón Rock and Roll de Madrid, donde fuimos unos cuantos a pasarlo bien.

Allí,  Mr Banders se coronó como el Marathón Man del grupo -ya lleva cuatro- y Mrs Little lo dio todo por intentar batir su MMP, aunque fue imposible por las circunstancias tanto del perfil, como del clima y la excesiva gente que impedía correr con normalidad.

De aquí a los 101, tan solo falta mantener el estado de forma que tengo -la verdad, es bastante bueno-, alimentarme bien y descansar mucho.

 

Mr Law

0 66

Última semana del ciclo, desde hoy mismo comienza la bajada de kilómetros, y nos centramos en afinar el tono muscular con sesiones intensas de gimnasio y con entrenamientos de calidad en cuanto a la carrera a pié. En cuanto a la semana pasada, semana de descarga para asimilar correctamente todo el trabajo de Antequera:

Lunes: Descanso, como no podía ser de otra forma.

Martes: Sesión de gimnasio.

Miércoles: Retomamos la carrera, en ésta ocasión con 8×500 metros, todas las series clavadas entre 4:44 y 4:52 por km, ritmo óptimo. Descubrir Carranque como lugar de entrenamiento ha sido lo mejor del día! En total fueron 9 kms en algo más de 50 minutos.

Jueves: Sesión de gimnasio.

Viernes: Salida grupal, con Mr M, Mrs Little y Mrs Sonichy, para hacer 10 kms en 57 minutos a ritmo suave -realmente a ése ritmo fuimos Mr M y un servidor, que nos descolgamos charlando sobre el reto que se nos avecina, las dos acompañantes llegaron escasos dos minutos después. Cervecita post entreno que cayó en el paseo marítimo.

Sábado: Descanso.

Domingo: Aunque tocaba montaña, el cansancio acumulado me venció, y preferí quedarme durmiendo para salir por la tarde a hacer un rodaje suave de 12 kms en 1h13 minutos con Mrs Little, preparatorio para la Media Maratón de Madrid. De poco hubiese servido subir a la montaña estando reventado.

Ya tan sólo restan tres semanas para el gran día…

 

Mr Law

0 54

Sábado 14 de marzo, cae la noche y el centro de Málaga se tiñe de un olor y color especial. Huelo a jazmín y vino dulce, estando al lado del “Pimpi” resultaría extraño no embriagarse de esa combinación de olores. El teatro romano se viste de gala; esta noche no solo está iluminado como habitualmente, sino que miles de runners lo alumbran con sus frontales: empieza la II trail MLK y menudo escenario.

Primeros los más peques, esos que con su competitividad e inocencia alegran y arrancan las palmadas de todos los que allí estábamos (público y runners). Salen como rayos, incluso el primero de ellos llega por delante del voluntario que hacía de liebre, pero no puedo parar de recordar y de dejar escapar una sonrisa al ver la cara de felicidad de la última pequeñita que sale: ¡lleva una camiseta de los bichos! ¡Vamos Ainhoa! Luce una camiseta más grande que ella, pronto la rellenará. Alarga sus zancadas y acompañada por un más que orgulloso papá que no deja de grabar cada movimiento que hace, completa una gran carrera, ¡enhorabuena campeona!

01

Queda poco, solo nos da tiempo a recorrer un par de calles para calentar y ponernos en la fila donde se efectuará la salida, ¡qué nervios! ¡pum,pum! (alguien dispara, señal de que la carrera ya ha comenzado).

02

Mi primera carrera nocturna. El centro está abarrotado, la gente que está sentada en las terrazas de calle Alcazabilla y en la Plaza de la Merced no dejan de aplaudir ni de grabar a los miles de “locos” que les deslumbran con sus frontales y que con aliento jadeante avanzan buscando la subida que les llevará al Castillo de Gibralfaro.

Comenzamos a subir, intento mantener la calma, la cuesta es larga y empinada y no sé cuántos km serán. Miro hacia arriba, puedo ver a cientos de personas dibujando una hilera; miro hacia abajo, cientos de frontales persiguen el recorrido que yo ya he hecho.

Menudo escenario, ver Málaga de noche, respirar el aire puro de la vegetación que tenemos subiendo al castillo, el ambiente que desde los primeros km se vive en la carrera, ¡Vamos bichos! ¡Nos conocen, otros corredores animan a los bichos a su paso y nos piden crónica de la carrera!

Finaliza la subida, toca bajar y recuperar  fuerzas y “posiciones”. Que lujo, ver el muelle uno, correr por la Coracha, atravesar los monumentos más emblemáticos de nuestra ciudad y solo al alcance de unos pocos.

Nueva subida, pero antes alguien que se sitúa de espectador nos anima, ahí está Dani (Mr. Sensei) animando a sus bichos y al mismo tiempo Raúl (Mr. Lizard) avanza por el césped para fotografiarnos una y otra vez e inmortalizar ese recuerdo especial de otra carrera más.

05

La segunda subida se hace más larga y tediosa, tengo que caminar más que en la primera vuelta, mis piernas no están todo lo fuertes que me gustaría y empiezan a temblar. Queda poco, sé que desde que lleguemos al Castillo solo se trata de bajar y volar hacia la meta.

Alargamos las zancadas, bajamos los escalones de 3 en 3…es casi menos peligroso que intentar bajarlos de uno en uno… enfilamos la recta que nos lleva hacia la meta.

03Otra carrera terminada, 45 minutos 10 segundos. No sé si es un gran tiempo o no, para mí es lo de menos, porque cada vez que comienzo una carrera siento el miedo de no llegar a terminarla. Sé que no llegaré la primera, siempre habrá alguien que corra mucho más que yo, pero también sé que tampoco llegaremos los últimos, último siempre será aquél que jamás se atrevió a inscribirse.

Me quedo con algo de esta carrera, los nuevos amigos y el coincidir con nuevos bich@s: la familia crece y espero seguir estando ahí para disfrutar de ella en cada carrera.

04

Agradecer a nuestros sponsors y colaboradores el apoyo a toda la manada. Seguimos juntos, seguimos el camino.

Nos vemos el 22 de marzo: la media maratón de Málaga nos espera… ¿te la vas a perder?

Mrs Little

0 54

Domingo 25 de enero de 2015…. Nueve de la mañana: suena el despertador, lo apago y retraso la alarma 20 minutos más como de costumbre.
Saco la mano de debajo de las mantas… en un par de segundos se me queda helada y pienso: “joder…lo que debe de hacer ahí fuera”, pero he quedado con un amigo para hacer la tirada larga y toca cumplir.
Me levanto y voy hacia la cocina, pongo el pan a calentar, me dirijo a la terraza para ver qué día hace; impresionante,  aunque parece que hace viento.

IMG_5682Regreso a la cocina, desayuno y como aún quedan casi 2 horas para vernos vuelvo a meterme en la cama. Que agusto estoy, hay que estar loco para salir a correr por la mañana, un día que descansas y con el frío que hace.
Regreso a la habitación donde la noche antes dejé preparada la ropa que me pondría… !uf!, no sé si pasaré frío o no, pero bueno, ya entraré en calor (pienso).

IMG_5683Me visto y bajo, mi amigo me espera en el portal de casa. Oye pero, ¿si el aire que corre no parece tan frío?. Me asaltan dudas y antes de salir dejamos en su coche “mis bragas”, el corta viento y las medias compresoras … !casi ná!

Llegamos al tranvía y me sobran hasta los manguitos que él me había dejado por si acaso.

IMG_5684¿Al tranvía? ¿Dónde está el tranvía? Algo tan malagueño,  algo que siempre nos ha representado y … !que nos lo han robado!. Creo que voy a escribirle al señor alcalde,  Don “Paco de la Torre”, porque al menos yo quiero que nos lo devuelvan.

IMG_5685Ya de regreso nos cruzamos con un paseo marítimo abarrotado, un loco que hace zigzag con su bicicleta entre los viandantes del paseo, un señor de unos 60-70 años que nos adelanta y nos miramos diciendo: !zas en la boca!. Una pareja de enamorados que superan los 60 años con un palo de selfies (la estupidez no tiene edad), un vecino que pasea un híbrido mitad gato mitad conejo (un hurón) por el paseo marítimo de huelín, un señor de avanzada edad que casi atropella a mi compañero con su patinete.

Desde luego, la locura no está bien definida o como dice mi madre: “en el psiquiátrico ni están todos los que son, ni son todos los que están”.

Ha sido un domingo cualquiera, un domingo en el que has dejado atrás las preocupaciones y el stress del día a día para disfrutar de un ratito de carrera en buena compañía.

IMG_5686Y aún hay quien me pregunta porqué corro… y yo os pregunto: ¿Y por qué no?

IMG_5687Mrs. Little